14.7.11

.

Llevo unos días con un tiempo escasísimo. Mañana saco tiempo de donde sea para contestar a vuestros últimos comentarios y pasarme por vuestros blogs, perdonádme por el retraso. Aquí os dejo con la entrada de hoy:

Saber que estará ahí para lo que necesite y sin embargo no poder darle un abrazo. Sus palabras, a veces, son las únicas que me animan, pero sin embargo son pronunciadas a demasiada distancia. Pero entre nosotras no sólo hay kilómetros, la confianza es más fuerte. Poder contar la una con la otra para desahogarnos y contarnos todo, como las verdaderas amigas. Alegrías, penas e incluso las cosas más tontas. ¿Pero acaso importa eso cuando realmente sientes que tienes un amigo de verdad? Dicen que las relaciones de pareja son duras a distancia, pero todo el mundo se olvida de la amistad. Aunque la gran diferencia es que, al menos yo, sólo creo que una de ellas sea posible, y aunque sea duro no poder abrazar a alguien cuando lo necesita, está claro que la amistad a distancia sí es posible.

3 comentarios:

  1. Hola^^ Un blog genial, estaré atenta, muy buenos textos:)Soy escritora, pasate por mi bblog y me dices que te parece: http://amormasalladelaunicidad.blogspot.com/Espero tu critica.Un beso ♥Gracias:)

    ResponderEliminar
  2. Que bonitas palabras :)
    Yo no tengo amigos fuera pero me encantaría
    experimentarlo alguna vez.

    ResponderEliminar
  3. Muy bonito!! me has hecho sentir exactamente lo que describes, y me ha venido un nombre a la cabeza, y unas ganas inmensas de abrazarla :( es precioso. Yo también creo que la amistad a distancia sea posible.

    ResponderEliminar